//
Tu estas leyendo...
Chistes

008 – El Fotógrafo Maracucho y La Reflexión de un Negro

1 –  El Fotógrafo Maracucho

Una pareja llevaba años de matrimonio y no lograba tener familia.
Vieron a un especialista muy renombrado en Maracaibo quien, tras varios estudios, les dijo que la solución era buscar a un padre sustituto.
La señora preguntó:
– ¿Vergación y qué es un padre sustituto?
– Es un hombre seleccionado con mucho cuidado, que hace las funciones del esposo, para que la mujer quede embarazada.
La señora vaciló, pero su marido le dijo al doctor que no tenía inconveniente, con tal de realizar su ilusión de ser padres.
Días después contrataron a un joven de la cañada de Urdaneta para que, cuando el marido no esté en la casa, vaya a cumplir su tarea.
Sin embargo, un fotógrafo de niños del Saladillo había sido llamado a la casa vecina para retratar al bebé.
El maracuchísimo fotógrafo se equivocó y llegó a casa de la señora, que deseaba fervientemente concebir un bebé.
– Buenos días señora, vengo por lo del niño.
– Sí, pase usted. ¿Quiere tomar algo?
– No, muchas gracias, cuando trabajo no me lo pego. El alcohol no es bueno para mi trabajo. Además, quiero comenzar cuanto antes.
– Muy bien, ¿pasamos a la habitación?
– Puede ser allí, aunque me gustaría más aquí en la sala; digamos que dos en la alfombra, dos en el sofá y también una en el jardín.
– … ¿Pues, y cuántos van a ser? – se alarmó la señora.
– Mas o menos cinco… pero si usted acepta pueden ser más. -dijo el fotógrafo, mientras sacaba un álbum-.

– Quiero que vea algo de lo que he hecho, tengo una técnica que le gusta mucho a mis clientas. Por ejemplo: mire este niño qué bonito; lo hice en el Paseo del Lago, a plena luz del día; la gente se juntó para verme y hasta me ayudaron dos amigos, porque la señora era exigente hasta el cansancio: con nada le daba gusto. Para colmo, esa vez tuve que suspender el trabajo porque llegó una ardilla y comenzó a mordisquearme el equipo.
La señora estaba estupefacta, fria y taciturna. Escuchaba todo esto, mientras el fotógrafo maracucho continuaba:
– Ahora, vea estos mellizos. En esa ocasión sí que me lucí. La mamá se portó estupendamente, y quedó plenamente satisfecha. Y todo lo hice en menos de cinco minutos: llegué y ¡paf, paf!, solo dos disparos y mire que bien me salieron los gemelitos.
La señora estaba cada vez más asustada, oyendo al fotógrafo que continuaba:
– Con este niño batallé más. La mamá era muy nerviosa. Yo le dije: ‘Señora, usted vuélvase para el otro lado y no mire, y deje que yo haga todo’ .. Ella se volteó, muy nerviosa, pero pude hacerlo.
La señora estaba a punto del desmayo..
El fotógrafo guardó su álbum y le dijo:
– ¿Quiere comenzar?
– Cuando usted diga -contestó ella-.
– Está bien; voy por el trípode.
– ¿Trípode? -dijo, temblando, la señora-.

– Sí – dijo el fotógrafo – mi aparato es muy grande. Necesito el trípode para apoyarlo porque ni con las dos manos puedo sostenerlo bien!!!
… y… ¡Señora… ¡Señora… Señoooraaa!, para donde va… no corra y … ¿¿¿el niño…???.

2 – La Reflexión del Negro

Querido amigo blanco:

Un par de cosas deberías saber:

Cuando yo nací, yo era negro.
Cuando empecé a crecer, era negro.
Cuando voy a la playa soy negro.
Cuando tengo frio sigo siendo negro.
Cuando tengo pánico soy negro.
Cuando me enfermo soy negro.
Inclusive cuando me muero continuo siendo negro.

En cambio tú, mi querido amigo blanco.
Cuando naces eres rosado.
Cuando empiezas a crecer te pones blanco.
Cuando vas a la playa te pones rojo.
Cuando tienes frío te pones azul.
Cuando tienes pánico te pones amarillo.
Cuando estás enfermo te pones verde.
Cuando te mueres te pones gris.
Y tu todavía tienes Las Santas Bolas de decirme que:
yo soy ‘de color‘???
el coño e´ tu madre!

Anuncios

Acerca de ojarbol

Me gusta leer, ver películas y escuchar música; este blog lo hice con esa intensión de mostrar lo que he leído, las películas que he visto y las canciones que me han marcado; que me han gustado para comentar y compartir.

Comentarios

2 comentarios en “008 – El Fotógrafo Maracucho y La Reflexión de un Negro

  1. Mirá cristiano..a la verga pues.! Como queréis que sigamos avivando la chispa maracucha si ni siquiera escribís un sebillo, para que se propague como un follón en el vagón del metro con aire acondicionado a millón. Ahorita lo voy a mandar por el face y por twitter, porque hace tres años lo envié por correo. Ya vais a ver que mollejua se van a poner las redes sociales…ya lo vais a ver. Veergación que lo vais a ver.!

    Publicado por Lucindo Naveda Piña | 16 de septiembre de 2017, 9:25 AM
    • Gracias por el aporte al acervo cultural sobre la jerga maracucha. Esa parte me falto en sobremanera (Mea culpa) en ese texto que lo publique allá en el 2012; para los chistes adolezco de esa chispa tanto en contar como en escribir, pero uno hace lo que puede…

      Publicado por ojarbol | 17 de septiembre de 2017, 4:07 PM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

ARCHIVOS

Entradas recientes

Categorías

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 78 seguidores

Visitantes Mundiales

Flag Counter
A %d blogueros les gusta esto: